viernes, 28 de septiembre de 2018

Experto dice en América Latina la calidad de la democracia ha bajado significativamente


NUEVA YORK.- La región de América Latina y el Caribe está experimentando una caída notoria en materia de calidad de la democracia.

La afirmación la hizo Daniel Zovatto, director regional para América Latina y el Caribe de la organización Idea Internacional, durante su intervención en el Foro Global América Latina y el Caribe, que se celebra en esta ciudad con los auspicios de la Global Foundation for Democracy and Development (GFDD) y su institución hermana en la República  Dominicana, la Fundación Global Democracia y Desarrollo (Funglode). El evento es encabezado por el expresidente de la República Dominicana, doctor Leonel Fernández.

En su ponencia, titulada "Super ciclo electoral 2018", Zovatto afirmó que ese debilitamiento de la calidad de la democracia en la región está marcado por el impacto de grandes escándalos de corrupción, y por el tema de la inseguridad. Estos temas -dijo- impactan negativamente el panorama político, social y económico de la región.

Zovatto indicó que las mediciones profesionales recientes establecen una baja sensible en la credibilidad de las instituciones que sostienen la democracia, algo que considera preocupante.

Afirmó que en el escenario actual se ha producido alternancia en el poder en Colombia y  México y probablemente ocurra lo mismo en Brasil, lo que va marcando una tendencia en la región.  Asimismo, indicó que en el 2019 habrá elecciones en seis países del hemisferio, entre ellos Argentina, Bolivia y Uruguay,  donde hay inquietudes en cuanto a lo que va a resultar de los procesos comiciales en marcha.

En ese tenor, Zovatto dijo que también está por verse lo que va a pasar con instancias como la Alternativa Bolivariana para las Américas (ALBA), la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (CELA) y la Unión de Naciones de Suramérica (UNASUR), las cuales parecen estar perdiendo incidencia. 

Para contrarrestar el debilitamiento de la calidad de la democracia, Zovatto planteó la necesidad de que los gobernantes de la región hagan mayor énfasis en la ejecución de políticas encaminadas a  generar  empleos de calidad, combatir la desigualdad y frenar la corrupción, lo mismo que la impunidad.

El experto internacional sostuvo que ese desencanto con la democracia se produce en un contexto de desaceleración de la economía, lo que hace que el ambiente se torne más inquietante aún. "Se está retrocediendo a la desigualdad y la pobreza", indicó.

Zovatto resaltó que la República Dominicana constituye un caso excepcional en la región, en vista de que en ese país hay un partido que ha ganado varios procesos electorales de manera consecutiva, y  dispone de mayoría en las dos cámaras que conforman su Poder Legislativo.

Como panelistas fungieron
 
María Victoria Murillo, profesora de Ciencias Políticas y Relaciones Públicas Internacionales de  la Universidad de Columbia, y Mónica Pachón, decana de la Universidad del Rosario, Bogotá. También, Gerardo de Icaza, secretario interino para el fortalecimiento de la democracia de la Organización de Estados Americanos (OEA), y Marcela Berland, presidenta de Latin Insights. 

El panel de expertos fue moderado por José C. Moya, director del Instituto de Estudios Latinoamericanos, de la Columbia University.
En su intervención, la panelista María Victoria Murillo afirmó que la situación planteada por Zovatto se debe a la debilidad de los sistemas electorales,  la inefectividad de las políticas estatales y la desigualdad social imperante en la región, que sigue siendo la más desigual del mundo.

En tanto que Mónica Pachón  sostuvo que para contrarrestar la situación hace falta encaminar acciones en procura de que la democracia sea más participativa y más efectiva en todos los órdenes.


Por su lado, el panelista Gerardo de Icaza afirmó que la debilidad de la democracia se debe a que hay crisis en elementos claves del sistema, entre ellos la libertad de expresión, la transparencia y el respeto a los derechos humanos.

Mientras que Marcela Bernand destacó la gran incidencia que tienen las redes sociales en los procesos electorales actuales, un elemento que debe ser tenido muy en cuenta tanto por los gobiernos y los partidos políticos. Dijo que ante esta realidad, los gobiernos y los partidos deben esforzarse en mejorar su relación con la sociedad.

No hay comentarios:

Publicar un comentario