lunes, 30 de mayo de 2011

HOMENAJE: PLD rinde tributo a los ajusticiadores de Rafael Leonidas Trujillo

Al resaltar y rendir homenaje a los héroes del 30 de mayo de 1961, el Partido de la Liberación Dominicana (PLD) advierte a las nuevas generaciones sobre las macabras pretensiones que procuran restar crueldad a la tiranía de Trujillo, presentándola simplemente como una confrontación entre ciudadanos. En el comentario de su órgano radial, La Voz del PLD, se destaca la fecha del cincuenta aniversario del fin del oprobio, crímenes e inmoralidades que representó la tiranía trujillista. “En cincuenta años se ha avanzado en cuanto a libertades públicas y consolidando las instituciones, pero no podemos olvidar jamás aquella época de terror entronizado” expresa el comentario central del programa que se difunde de lunes a viernes por las estaciones del Circuito Popular y que se escucha también en Internet en www.pldaldia.com. En la opinión del órgano radial peledeísta los treintiuno años de la dictadura de Rafal Leonidas Trujillo “en realidad fue un permanente estado de terror e ira en contra de la población”, muy por el contrario al enfoque que pretenden ahora hacer del régimen allegados a los Trujillos presentando una supuesta parte humana de la época. “El Partido de la Liberación Dominicana, fundado por un esforzado luchador antitrujillista, el profesor Juan Bosch, rinde tributo permanente a los héroes y mártires del tiranicidio, aprovecha la fecha para invitar a las nuevas generaciones a conocer y empaparse de lo que fue aquella fase oscura en la historia dominicana, para evitar así que los hechos se repitan” se anota en el comentario. Concluye destacando el valor y arrojo de quienes lucharon para que hoy, en República Dominicana exista libertad, democracia y justicia social. La noche del 30 de mayo de 1961 un grupo de jóvenes integrado por: Huascar Tejeda, Roberto Pastoriza, Amado García, Salvador Estrella S., Antonio Imbert, Antonio de la Maza, y Pedro Livio Cedeño, dieron muerte al dictador en ruta a su casa en San Cristobal.

No hay comentarios:

Publicar un comentario