miércoles, 13 de febrero de 2013

Grupo de feministas festejan la dimisión del papa Benedicto XVI


Las mujeres tenían consignas contra el Papa escrita en sus cuerpos. AFP


Entraron con los pechos desnudos en la catedral de Notre-Dame
PARÍS. AFP.  Ocho feministas del movimiento Femen irrumpieron ayer con los pechos descubiertos en la catedral Notre-Dame de París para "festejar la salida del papa" Benedicto XVI, que anunció su renuncia la víspera. Disimuladas entre los turistas, las ocho feministas, que habían alertado a las agencias internacionales para promover el evento, llegaron cubiertas con abrigos largos, que se sacaron al llegar cerca de tres de las nueve nuevas campanas de la catedral actualmente expuestas en el piso de la nave central a la espera de ser izadas a las torres. 
Las feministas hicieron sonar las campanas golpeándolas con pedazos de madera y gritaron en inglés "Pope no more" (No más Papa). En la espalda y el torso llevaban escritos carteles "No más homófobo", "Crisis de la fe" y "Adiós Benedicto".  
Varios visitantes de la catedral deploraron el hecho. "Éste es un lugar sagrado, no tienen porqué desnudarse aquí", dijo una turista francesa.  
Las Femen fueron evacuadas del templo por el servicio de seguridad de la catedral pero permanecieron una decena de minutos afuera gritando "In gay we trust" o "Vete homófobo". "Que asco", comentó una católica practicante.

No hay comentarios:

Publicar un comentario